sábado, 17 de marzo de 2012

RESEÑA [!] El Prisionero del Cielo #3


Ficha:


Título: El Prisionero del Cielo
Serie: El Cementerio de los Libros Olvidados:
#1 La Sombra del Viento
#2 El Juego del Ángel
#3 El Prisionero del Cielo
#4 (sin título, de momento)
Autor: Carlos Ruiz Zafón
Editorial: Planeta
Año de publicación: 2011
Nº de páginas: 379
Precio: 22'90€
ISBN: 8408105825
ISBN13: 9788408105824
Web del autor: www.carlosruizzafon.com
"El Prisionero del Cielo" es la tercera entrega del universo literario de El Cementerio de los Libros Olvidados.
Una deslumbrante historia llena de intriga y emoción que nos transporta a la Barcelona de los años 40 y 50 y en la que el autor regresa al misterioso Cementerio de los Libros Olvidados donde el embrujo de los libros, la pasión y la amistad tendrán tanto protagonismo como en sus anteriores novelas "La Sombra del Viento" y "El Juego del Ángel".

Opinión personal:

El nuevo libro de Zafón no me ha decepcionado. Posiblemente porque después de leer El Juego del Ángel (el cual sí me decepcionó) no tenía las expectativas muy altas. Pero el hecho de que no me haya desagradado tampoco significa que me haya parecido la hostia en patinete muy bueno.

El Prisionero del Cielo, por mucho que lo vendan como que puedes leerlo como historia independiente de los otros dos libros, es un libro de conexión entre ambos y eso se nota a la legua. Que sí, que si no te los has leído sigues la trama perfectamente pero casi que mejor es empezar por el primer libro de la serie y seguir el curso natural de la historia.

Es entretenido, aunque a mí me ha costado cogerle el ritmo, sobre todo al principio. Hasta que Fermín no empieza a relatar una parte de la historia de su pasado, la historia no me ha interesando mucho.

Y esa es otra: vuelven los personajes principales de La Sombra del Viento. Por una parte me alegro porque a mí Fermín y su labia me encantan, pero por otra me ha hecho descubrir que Daniel me cae un poco mal. No recuerdo que lo hiciese en el anterior libro mencionado, pero en éste me ha caído un poco gordo.

El libro también me ha parecido corto en comparación con los anteriores que he leído de Zafón, me da la impresión de que el final es muy rápido: todo va mal, misterios nuevos, pero de repente a nadie le importan una mierda esas incógnitas y venganzas y happy ending al canto. Aunque ahí está el epílogo diciéndonos que tenemos que comprar el siguiente libro si queremos saber cómo acabará todo. Claro que sí, majo.

No quiero soltar spoilers sobre el libro, pero considero que la historia que se relata no se merece un libro para ella sola. Podría haberla incluido en el siguiente libro (a no ser que ya de por sí tenga la extensión de El Señor de los Anillos, que entonces lo entendería).

En cuanto a narración, estilo y demás sólo puedo decir que me encantan los diálogos que escribe Zafón para Fermín, y sobre todo los de su pasado. La fina ironía que gasta Fermín claro que se merecía un libro, pero no uno tan pobre y que, para mi decepción, no nos cuenta todo su pasado sino sólo una parte. Oscura, como todo lo que le gusta al escritor, pero ahí está el final del libro para compensar.

Lo que sí me ha sorprendido un poco es la estructura de la historia. Se sale un poco del estilo que sigue el autor en todos sus libros: jóvenes se ven involucrados en un misterio se ponen a investigar sobre el pasado oscuro de alguien, otro alguien se entera e intenta matarlos (el malo o el bueno, da igual), aparece algún personaje que les saca las castañas del fuego, descubren toda la historia, nuevo intento de matarlos por parte de los personajes que hacen de los malos, se salvan (al menos el protagonista) y esta experiencia le cambia la vida y a otra cosa mariposa. Me he leído cinco libros de Zafón (seis con éste) y todos tenían esa estructura. Todos eran iguales. Por primera vez no veo esa estructura en una novela suya y me ha sorprendido. Aunque la innovación no le haya salido muy de mi gusto, pero agradezco el intento.

Cita:

- Yo no soy de ningún bando - repuso Fermín -. Es más, las banderas me parecen trapos de colores que huelen a rancio y me basta ver a cualquiera que se envuelva en ellas y se le llene la boca de himnos, escudos y discursos para que me entren cagarrinas. Siempre he pensado que el que siente mucho apego a un rebaño es que tiene algo de borrego.
Lo mejor: Fermín y sus perlas de sabiduría.
Lo peor: Ese final cogido con pinzas.

Nota (sobre 5):

3- Interesante

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Ratones de biblioteca comentaron